Lunes, 24 de Septiembre de 2018 - 11:28 pm

El nombre de Cuba

Ud. votó 2. Total de votos: 12
Vota por este contenido.
Publicado: 
Lunes, 7 Diciembre 2015
Por: 
María Luisa García Moreno
María Luisa García Moreno
Imágenes: 
Jesús
Ilustración: Jesús

Aunque en vano, desde el principio se intentó cambiar el nombre a la Mayor de las Antillas. Fue Colón el primero en registrar el topónimo Cuba en su Diario de navegación, pero también en tratar de sustituirlo por Juana, en honor al príncipe heredero; sin embargo, los españoles que vinieron tras él, cedieron ante la voz indígena.

Resulta curioso que del error de algún cartógrafo, que confundió la cuarta isla “descubierta” con la quinta, y escribió en un mapa la palabra Isabela sobre el contorno de Cuba, proceda otro nombre, arrastrado a varias cartas
geográficas; aunque en las españolas se le siguió llamando Cuba.

Por real cédula del 28 de febrero de 1515 se le denominó Fernandina.  A partir de entonces hubo una reñida lucha entre ambos nombres. Hacia 1555 y 1556 se impuso Cuba; no obstante, en 1608, Lorenzo Laso de la Vega, uno de los poetas cuyos sonetos abren Espejo de paciencia —nuestra primera obra literaria— escribió en sus versos: Dorada isla de Cuba o Fernandina,/ de cuyas altas cumbres eminentes/ bajan a los arroyos, ríos y fuentes/ el acendrado oro y plata fina.

El antropólogo Claudio H. de Goeje registró en Surinam la voz dakuban my field (mi campo, mi terreno), y de investigadores anteriores recogió las grafías a-koba, a-kuba y u-kuba, todas con el sentido de field, ground (suelo, campo, terreno), lo que permite suponer que Koba o Kuba fue la voz que Colón escuchó de nuestros aborígenes.

Cuba es palabra de origen taíno. Según el sabio Fernando Ortiz, era el nombre que “desde Haití, daban a la montañosa parte oriental de nuestra isla”. Por eso, en el siglo XIX, aún se llamaba así a la región de Santiago de Cuba, como puedes leer en documentos y libros sobre nuestras guerras libertarias.

Lo cierto es que piedra, montaña, cerro, cueva, campo, tierra o terreno… no son los únicos significados que se atribuyen al nombre de Cuba. Para nosotros, los cubanos de todos los tiempos, por encima de cualquier investigación etimológica, el nombre de esta tierra significa —como dijera Núñez Jiménez— amor, patria, vergüenza, soberanía, dignidad, compromiso, razón de ser.
 

Image CAPTCHA
Introduce los caracteres de la imagen

Historietas

Estadísticas

  • Visitantes: 345319
  • Usuarios Registrados: 2796
  • Último Usuario Registrado: Daniela S.M