Domingo, 23 de Septiembre de 2018 - 8:13 am

Metrosexualidad sin malas interpretaciones.

Ud. votó 3. Total de votos: 12
Vota por este contenido.
Publicado: 
Martes, 30 Septiembre 2014
Por: 
Gladys J Gómez Regüeiferos
Gladys J Gómez Regüeiferos
 Ilustración: Saroal

Los cubanos y cubanas suelen asimilar modas y otras tendencias foráneas que transforman su gusto o personalidad. Por ello no es de extrañar que la del varón metrosexual haya tenido seguidores. Pero pocos conocen las características que lo distinguen y tienden a formarse criterios erróneos acerca del muchacho que lo asume.  

La creación de la palabra metrosexual se le atribuyó a Mark Simpson, en 1994. De nacionalidad británica, periodista de profesión, además de escritor y locutor de radio, especializado en la cultura popular, medios de comunicación, y la masculinidad, tomó las palabras metro de metrópolis* y sexual de sexo.

Su criterio define al nuevo hombre del siglo XXI:  No precisa ser adinerado, vive en los centros urbanos y le gusta vestirse con ropa a la moda, se hace la manicure, o sea, el arreglo de las uñas, cuida su piel con tratamientos faciales, usa cremas, se tiñe el pelo, etc. Puede ser homosexual, heterosexual o bisexual. Lo esencial es que se gusta a sí mismo y no tiene miedo de hacerlo notar.

Simpson introdujo el término en los Estados Unidos en 2002, y se popularizó hasta la aparición en enciclopedias digitales como la Wikipedia. El que Mark Simpson le diera un nombre no significa que no ha existido nunca este tipo de tendencia masculina, pues en el pasado se reconocía con los vocablos de dandy o petimetre. Quizás en la actualidad el hombre se sienta liberado de la imagen típica de macho que lo ha caracterizado durante siglos. Sin embargo, al metrosexual no se le debe confundir con un travesti o transformista.

Cuando se trata de estar a la moda y lucir más atractivo, las concepciones estéticas pueden cambiar también para ellos y convertirse en una tendencia efímera o permanente, depende del éxito obtenido.  
 

* Del lat. Metropõlis. Ciudad principal, cabeza de la provincia o Estado. || Iglesia arzobispal que tiene dependientes otras sufragáneas. ||  Nación, u originariamente ciudad, respecto de sus colonias.
 

Comentarios

no me considero un metrosexual, pero no tengo nada contra ellos el hecho de que se pinten el pelo se saquen las cejas, etc no signifique que tengan otra orientación sexual.

los metrosexuales son hombres que le gustan depilarse, sacarse las cejas arreglarse, verse bien y eso no tiene nada que ver con la orientacion sexual todo lo contrario ellos son heterosexuales y en estos tiempos se estan viendo cada ves mas metrosexuales porque todos se quieren ver bien y estar a la moda y en la adolescencia es muy frecuente que los muchachos se quieran lucir muy atractivos para ellos y para conquistar a las chuicas.
Image CAPTCHA
Introduce los caracteres de la imagen

Historietas

Estadísticas

  • Visitantes: 339943
  • Usuarios Registrados: 2796
  • Último Usuario Registrado: Daniela S.M