Martes, 19 de Junio de 2018 - 5:00 am

Una carta y un pionero en mi memoria

Total de votos: 17
Vota por este contenido.
Publicado: 
Viernes, 2 Diciembre 2016
Por: 
Katina Herrera Ponce

 
En el año 2007 nuestra revista Pionero convocó, por primera vez, el concurso Mi carta de amor.  La de Eliezer Palacios González, de Matanzas, la recuerdo como si fuera hoy. Y es que a unos cuantos de nuestro colectivo nos sacó las lágrimas por lo conmovedora, así que la busqué en mi colección para compartirla con ustedes. En aquel entonces Eliezer estaba en 7mo. grado y con esta misiva alcanzó el 2do. lugar.

Querido Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz:

Hace tiempo que quería escribirle por lo que aprovecho esta oportunidad para enviarle unas líneas.

Le diré que al principio tardé en decidirme a quien dirigía mi carta de amor, porque pensé en alguna muchacha, pero ese sentimiento de enamorarme verdaderamente aún no ha llegado a mí.

Entonces, enseguida me vino a la mente usted para poderle decir que desde que iba al Circulo Infantil comencé a quererlo pues allí me hablaban con muchísimo cariño de Usted.

Después en los primeros grados aprendí más sobre lo que significabas para esta Revolución, pero no fue hasta que empecé a dar la Historia de Cuba que pude comprender en realidad el gran hombre que ha sido y ahora si que lo quiero con todo mi corazón.

Una vez logré verlo personalmente cuando el ciclón Michelle arrasó con nuestro municipio. Usted vino al parque y nada más que lo supe me mandé a correr sin percatarme que no tenía zapatos puestos y me subí en el muro del parque infantil para poderlo ver bien.

En ese momento lo que más yo deseaba era abrazarlo y decirle cuanto lo quiero y lo que usted significa para mí pero estaba rodeado de muchas personas y no pude acercarme. ¡Qué emoción tan grande sentí! ¡Cómo lo admiré ese día! Me sentí muy orgulloso de tener un Comandante que solo piensa en el bienestar de su pueblo.

Cuando por televisión muestran imágenes de niños pobres de otros países, que andan descalzos y vagan por las calles, lamento muchos que ellos no tengan un Fidel que vele porque esas cosas no sucedan y me siento feliz de haber nacido en un país como el nuestro.

Al enterarme de su enfermedad sufrí mucho  y aún lo siento grandemente. Anhelo volverlo a ver en la televisión dando sus discursos los cuales muchas veces me sentaba a escuchar.

Cuídese mucho Comandante que todo nuestro pueblo lo necesita y más nosotros los pioneros. Al mismo tiempo le digo que no se preocupe, que en nosotros puede confiar ciegamente.

Nunca lo defraudaremos porque gracias a usted, que formó esta Revolución, todos podemos estudiar, sin pensar en tener que trabajar para ayudar a nuestra familia, como sucede en otros lugares del mundo, y en las escuelas nos forman como buenos revolucionarios.

Espero que se recupere pronto  para que nos de la alegría de tenerlo nuevamente entre nosotros. 

Sin más, reciba un beso y un abrazo de un pionero de séptimo grado que lo quiere, lo admira y lo ama con todas las fuerzas de su corazón.
 

Image CAPTCHA
Introduce los caracteres de la imagen

Historietas

Estadísticas

  • Visitantes: 21351
  • Usuarios Registrados: 2796
  • Último Usuario Registrado: Daniela S.M